Sunday, November 26, 2006

El Tonel del Amontillado.



Había un vez un hombre que soportaba muchos insultos de alguien llamado Fortunato y el decidió vengarse de él. Aprovechó el festival para cumplir su venganza. Lo llevó a su casa, lo encadenó, lo metió en un nicho y lo empezó a cubrir con ladrillos y cemento. Fortunato, pensaba que era una broma y reclamaba que lo sacaran. Al final preguntó si estaba bien pero Fortunato no le respondía la única respuesta fue el sonido de los cascabeles de su sombrero.


Crítica Literaria. Semáforo Crítico

A mí me gustó el cuento porque aunque el cuento se llamaba Clásicos de terror no tenía nada de terror pero sí tenía suspenso y mucha lástima y tristeza.


TRABAJO REALIZADO POR SHIRLEY


Volver a la Página Principal








Volver a la Página Principal